Zoom Produit

El exfoliante para pies: tu mejor aliado

Te regalamos un sabio consejo al decirte que el exfoliante para pies es un gran aliado para combatir los callos y las durezas. Además, a quienes todavía no se hayan dado cuenta, les explicamos que la piel de los pies es diez veces más gruesa que la piel facial y, por ello, necesita cuidados específicos que combatan la fricción del calzado. Así que tampoco olvides hidratar a diario la piel de tus pies.

Exfoliante para pies con ingredientes naturales: hazlo tú mismo

El exfoliante para pies es uno de los tratamientos que puedes aplicar fácilmente en casa. Ayuda a tus pies a combatir el roce diario que provoca durezas y callosidades. Cuidados como el exfoliante para pies favorecen la renovación de la piel, la circulación y favorecen la asimilación de las cremas hidratantes. Un secreto: mezcla aceite de almendra con una cucharilla de azúcar y tendrás tu exfoliante casero. Otra opción es el aceite de oliva o la sal.

Tu momento de relax de la semana llega con el exfoliante de pies

El uso de un exfoliante para pies es un momento excelente para relajarte. Aprovecha y masajea tus pies, sobre todo por la planta. Al mismo tiempo que olvidas tus preocupaciones, estimulas la circulación sanguínea. Pero, ¿dónde encontrar tu exfoliante para pies? Un supermercado o una farmacia son los lugares ideales. Casi siempre encontrarás aceites esenciales, manteca de karité y sales naturales en su composición: una combinación ideal para, en tan sólo tres minutos, garantizar todos los cuidados.